6 consejos para mantener tu ordenador en buen estado

Aunque no podamos luchar contra la famosa obsolescencia programada, podemos intentar alargar al máximo posible la vida útil de nuestros dispositivos electrónicos, posponiendo así la compra de uno nuevo, hecho que cuidará nuestro bolsillo y el medioambiente.

¿Cómo podemos hacerlo? Sigue leyendo para conocer las 6 prácticas más top que te ayudarán a cuidar tu PC.

  1. Mantenlo alejado de la luz solar y de fuentes de calor

El calor excesivo puede provocar daños irrevocables en tu ordenador. Ten en cuenta que, cuanto más calor acumule tu ordenador, mayor trabajo tendrá el sistema de refrigeración.

Este sistema se encarga, como su propio nombre indica, de bajar la temperatura que el funcionamiento de los componentes del ordenador pueden llegar a alcanzar por si solos.

Si a esa temperatura, le añades un aumento externo, como podría ser la luz solar directa o un radiador demasiado cerca del ordenador, el sistema de refrigeración no podrá hacer su trabajo lo suficientemente rápido para llegar a la temperatura adecuada y tu ordenador podría quemarse y estropearse.

 

  1. Desactiva la opción de «iniciar al arrancar» de programas no esenciales.

Estas aplicaciones que se inician al encender el ordenador, se quedan en segundo plano consumiendo memoria RAM y ralentizando procesos activos que queremos llevar a cabo, lo que a la larga acabará afectando en la memoria RAM y acortando su vida útil. 

Por otro lado, estos programas harán que tu ordenador no se encienda tan rápido como debería. 

 

  1. Limpia el polvo frecuentemente.

Se recomienda limpiar el polvo que se acumula de forma externa una vez a la semana, y si te ves capaz, abre tu ordenador un par de veces al año para realizarle una limpieza profunda.

Las pequeñas partículas de polvo son mucho más dañinas de lo que parecen, si se cuelan por donde no deben, pueden provocar grandes daños a medio-largo plazo, deteriorando chips, placas, ventiladores y otros componentes. 

 

  1. Cuidado al conectar y desconectar periféricos.

Ya sabemos todos lo frustrante que es ir girando el USB y que no entre, pero debemos hacer un esfuerzo: respira, expira y observa bien la posición en la que has de insertarlo. Si vamos  chocando con las pestañas internas del puerto USB, es probable que nos carguemos las pequeñas pestañas que permiten su conectividad y que tengamos que cambiar el puerto entero.

 

  1. Elimina las cookies, los archivos temporales con frecuencia y los programas que ya no utilizas.

Recomendamos que eches un vistazo de vez una vez al mes a estos tres factores, de esta forma podrás eliminar todo aquello que ya no te sea útil.

Esto liberará la memoria de tu ordenador, por lo tanto, mejorará su funcionamiento y alargará su vida útil. Además de mejorar el rendimiento general de tu ordenador.

 

  1. Actualiza los programas y el sistema operativo a la última versión

Mantener el ordenador actualizado mejorará su protección y seguridad, ya que cada actualización que se hace soluciona vulnerabilidades de la anterior.  

 

Esperamos que estos consejos os hayan sido útiles y, recordad: nuestro equipo de profesionales está a vuestra disposición para ayudaros a implementar las mejores soluciones, no dudéis en realizar vuestras consultas.